Si eres una persona que siempre ha mostrado interés por comprar una moto en Vic, seguro que te va gustar lo que se explica en este texto acerca de su conducción.

Los expertos a la hora de recomendar comprar una moto en Vic siempre han dado una gran importancia a estar preparados para conducir estos vehículos en circunstancias complejas. Una de las más destacadas es la caída de la lluvia.

En este sentido, alertan de las complicaciones que supone manejar una moto en estos contextos, puesto que disminuye la visibilidad y aumentan los deslizamientos y la sensación de humedad. Sin embargo, si prestas atención a estos consejos, podrás llevar tu motocicleta con soltura en los días lluviosos. Sigue leyendo.

A grandes rasgos, vas a tener que incrementar las precauciones que siempre has de tener en cuenta. En primer lugar, recuerda que los primeros momentos de lluvia son los más peligrosos, puesto que generan una masa pegajosa con la suciedad de la carretera, que se puede hacer extraordinariamente resbaladiza.

Por otro lado, conviene que dobles la distancia de seguridad. De este modo tendrás más capacidad de reacción ante los movimientos imprevistos del resto de conductores, que aumentan en estas jornadas, y no te molestará el agua que salpica el vehículo de delante. Intenta evitar todos los charcos que puedas, pues se relacionan con el temido aquaplaning.

Aporta, además, suavidad a tus maniobras, puesto que el contacto de los neumáticos con el agua no casa bien con la brusquedad. Por ejemplo, utiliza el freno trasero antes y más que el delantero, que servirá para complementar.

Y no olvides, por último, llevar unos pantalones impermeables y un chubasquero, que valdrán para que no te chopes en tus trayectos.

En Motos Portús estamos esperando que nos preguntes por cómo te podemos asesorar respecto a la conducción en los días de precipitaciones.