Vivir en grandes ciudades puede llegar a ser una tortura para cualquier conductor. Por ello, comprar una moto en Vic es tu mejor opción, evitando tener que salir una hora antes para poder llegar a tiempo porque sabemos que, sea la hora que sea, vamos a encontrarnos con miles y miles de personas que también tienen pensado coger sus coches en ese preciso momento.

Sin embargo, existe una forma de que, a la vez que vas en tu propio transporte evitando al público, puedas llegar a todos los sitios sin tener que esperar por culpa de las caravanas de tránsito que se organizan. Esta forma consiste en el uso de las motos, que son un modo de transporte completamente seguro y manejable, con las cuales podrás adelantar al resto de vehículos con suma facilidad.

No hay nada como poder coger tu moto un fin de semana y dirigirte a cualquier parte, notando el aire sobre tu cuerpo y conectando con ella. Esta sensación no es algo que puedes sentir con un coche, pues mientras que con el coche te unes a los sonidos, con una moto te conviertes en una parte más de ella. Esto es lo que podrás sentir si te lanzas a la aventura de comprar una moto en Vic.

Con tu moto podrás llegar a cualquier lugar que te propongas y, además, hay que destacar que las motos también aportan cierta facilidad a la hora de aparcar. No es muy habitual que los sitios específicos de aparcamiento para motos se encuentren ocupadas todas las plazas. Además, las motos pueden aparcarse en casi cualquier espacio.

Desde Motos Portús queremos que puedas experimentar las sensaciones a las que hemos aludido. Queremos que llegues a sentir una completa libertad y felicidad al subirte a tu moto, a tu compañera de viaje.